"Nunca es tarde para escribir un poema" (T.L.)

Esas fueron sus palabras y desde entonces las he puesto en práctica cada vez que he necesitado respirar algo que no fuese simple aire, siempre que el alma se me ha escapado en cada aliento.
.
.

.
.


martes, 16 de abril de 2013

La Hora Bruja


Y parafraseando a Umbral: ¡He venido aquí a hablar de mi libro!
Pues eso, que yo también.
Os anuncié no hace mucho que en pocos días estaría a la venta mi poemario "La Hora Bruja"
Ya ha llegado ese día. O casi. Aún no lo he visto, aún no lo he tocado. Y no lo haré hasta dentro de una semana aproximadamente, aún no existe físicamente pero, pero, pero, pero...ya está en el catálogo de Amazon y en el de ArtGerust y ya mismo estará también en Fnac, el Corte Inglés, Agapea y, claro está, en  las tiendas tradicionales.
Estoy contenta, la verdad, mucho. Se parece -remotamente claro- a la sensación de haber tenido un hijo (ya sólo me falta lo del árbol) y dada esa relación, os hablaré de la portada.
En su momento, hace mes y pico, me pasé un montón de horas trabajando una imagen para la portada, era una fotografía que hice a un poblado íbero a la hora del crepúsculo, casi, casi a punto de entrar en la hora bruja. La preparé hasta que me gustó pero entonces, en el último momento,  me di cuenta de que le faltaba algo. Una parte muy importante de mí: mi princesa.
He dicho más de una vez que le debo la vida en todos los sentidos (también el literal, sí) y no quería lanzarme a esta aventura sin ella. Sabéis -lo he comentado alguna vez- que su pasión es la ilustración, la pintura, el dibujo... pero no me daba tiempo a pedirle    una ilustración para la portada. Además habría sido algo forzado, poco natural. Entonces me acordé del mejor regalo que me ha hecho nunca, un retrato mío que dibujó a sus trece años, y lo tuve claro: había decidido ya en qué tonalidad quería la portada y contraportada, así que sólo tuve que hacer unos pocos cambios en el dibujo, virar la tonalidad y...ahí la tenéis.
La hora Bruja, ilustración de portada de Judith  y poemas de...bueno, ahora ya sabéis todos cómo se llama Kit :)

Poemas sobre papel


Tal como  anuncié hace unos días en Facebook, os voy a contar una cosa en ya no tan rigurosa primicia.
Si todo va como debe, hacia el día 23 -Dia del libro- estará en la calle mi primer poemario que llevará por título -cómo no- “La Hora Bruja”
Es una recopilación de varios de mis poemas, aproximadamente ochenta, de los cuales conocéis ya la mayoría por este blog, pero que no he querido que queden ahí para siempre, tras un cristal. Me ha parecido que es un buen momento para que abandonen la pantalla y se vistan de papel.
Después de darle mil vueltas, he utilizado para la portada, el retrato que me hizo mi princesa cuando tenía 13 años.  Quiero que ella esté conmigo en esto como en todo.
Estoy contenta, muy contenta y quiero compartirlo con vosotros.
Cuando tenga fecha exacta, la sabréis. Espero que realmente sea para el día 23 y que pueda hacer la presentación del libro en el mejor día del año, pero si no es así, no importa. Seguiré igual de feliz.
Gracias a todos por estar ahí. Sois parte de lo que escribo.
(Anunciado el dos de abril)


jueves, 14 de marzo de 2013

S/t.

Tuerce el tiempo
los barrotes de los días,
los alarga a su antojo
o no, quién sabe.
Es posible que resistan
indemnes las tormentas
e invasiones
convertidos en poemas
o en tulipanes.
Con cada dolor de cabeza
se estrena un verso,
azul casi siempre
como las lágrimas
y los peces.

Olvido

Lo difícil no es pasar página,
apenas un gesto simple;
lo que cuesta es olvidar su contenido.